Image-empty-state.png

PABLO CASTILLO

ESCULTOR

Pertenece al grupo de los inventores fantásticos que existen desde el nacimiento del arte, teniendo en cuenta que la edad de la humanidad sólo puede ser explicada a través de la mente humana.

"La mente que poseemos hoy en día no siempre ha sido el nuestro, sino que pertenecía a un sin número de personas que tenemos ante nosotros: nuestros antepasados. Su dominio no es algo que se puede ver ni tocar, sino que es un legado de los cosmos. Este tipo pertenece a la energía de Herme", una criatura mítica que rige sus recuerdos, ideas, movimientos, la geometría de la obra y sus emociones más profundas. Así es como Pablo acumula la fuerza para dar a luz a estos nuevos seres fantásticos.

La obra de Pablo Castillo detona la curiosidad, convoca a los mundos psíquicos de cada observador. Todo al mismo tiempo y en el mismo espacio físico, aunque todo esto ocurre en el territorio interior del espectador, así como ocurre en los adentros de cada obra.

Quizá el espectador se dé cuenta de que no mira con los ojos, sino con el tacto, así hasta que la obra es un horizonte que mira con la inteligencia y la sensibilidad. Esta acción nos coloca en los planos de lo bello, de lo misterioso.

Pablo, en cada escultura y pintura nos muestra el principio de un camino que después se bifurca en miles de destinos. Al recorrer estas avenidas visuales, cada quien podrá descubrir que su destino es muy similar a la interpretación que concluya cada una de estas obras.

Add a Title
Add a Title
Add a Title
Add a Title